Banner Agenda No Solo Ocio Jerez

El humor jerezano en el villancico «Estando un marinerito»

Descubre el humor jerezano en el villancico ‘Estando un marinerito’. Cada verso es una sorpresa y cada rima es un juego de palabras. Sumérgete en la cultura jerezana y disfruta de su humor único y contagioso. ¡No te pierdas esta muestra de ingenio jerezano!

¡Bienvenidos, amigos! Hoy nos adentramos en el maravilloso mundo del humor jerezano, donde cada rima es una carcajada y cada verso es un chiste. Y qué mejor ejemplo que el villancico «Estando un marinerito», una canción popular que ha sido transformada por el ingenio jerezano en una versión única y divertida.

La historia comienza con un marinerito, navegando en su divina fragata. Pero, como todo buen chiste, aquí viene el giro inesperado: «el marinero se ahogó con sus muertos tos'». Sí, señoras y señores, en Jerez de la Frontera no hay lugar para lo ordinario, ni siquiera en un villancico.

Continuando con la melodía, el marinero decide echar la vela y, como era de esperar, termina en el agua. Pero no todo está perdido para nuestro protagonista, ya que el demonio hace su aparición y le ofrece una salida. Sin embargo, en lugar de pedirle riquezas, el marinero se niega y afirma que lo único que quiere es su alma.

Aquí es cuando el humor jerezano alcanza su máximo esplendor. El marinero le responde al demonio que su alma no puede entregársela, ya que la tiene «prestada» a su Dios y a María Inmaculada. ¡Vaya giro de guion! El chiste se completa con una última estrofa en la que el marinero vuelve al agua, poniendo fin a esta historia llena de ocurrencias.

El villancico «Estando un marinerito» es un claro ejemplo del ingenio y la creatividad del humor jerezano. Cada verso es una sorpresa, cada rima es un juego de palabras. Y aunque pueda parecer irreverente para algunos, es importante recordar que el humor es una forma de expresión cultural y una manera de encontrar alegría en situaciones cotidianas.

Jerez de la Frontera, conocida por su vino y su flamenco, también tiene un lugar especial en su corazón para el humor. El humor jerezano es un reflejo de la personalidad alegre y desenfadada de su gente, que encuentra la risa incluso en los momentos más difíciles.

Así que, la próxima vez que escuches el villancico «Estando un marinerito», recuerda que detrás de cada «pom pom porompompom» hay una sonrisa jerezana y un toque de irreverencia. Y si tienes la oportunidad de visitar Jerez de la Frontera, no dudes en sumergirte en su cultura y disfrutar de su humor único y contagioso.

¡Hasta la próxima, amigos, y que el humor jerezano siempre nos acompañe!


NAVIDAD EN JEREZ
Estando un marinerito

Estando un marinerito ramiré (bis)
en su divina fragata ramiré
pom pom porompompom
el marinero se ahogó con sus muertos tos’
en su divina fragata.

Al tiempo de echar la vela ramiré (bis)
el marinero fue al agua
ramiré pom pom porompompom
el marinero se ahogó con sus muertos tos’
el marinero fue al agua.

Se le presenta el demonio ramiré (bis)
diciéndole estas palabras
ramiré pom pom porompompom
el marinero se ahogó con sus muertos tos’
diciéndole estas palabras.

¿Qué me das marinerito? ramiré (bis)
si te saco de estas aguas
ramiré pom pom porompompom
el marinero se ahogó con sus muertos tos’
si te saco de estas aguas.

Por allí viene mi barco ramiré (bis)
cargado de oro y plata
ramiré pom pom porompompom
el marinero se ahogó con sus muertos tos’
cargado de oro y plata.

Yo no quiero tus riquezas ramiré (bis)
yo lo que quiero es tu alma
ramiré pom pom porompompom
el marinero se ahogó con sus muertos tos’
yo lo que quiero es tu alma.

Mi alma no te la doy ramiré (bis)
que se la tengo prestada
ramiré pom pom porompompom
el marinero se ahogó con sus muertos tos’
que se la tengo prestada.

Mi alma es para mi Dios ramiré (bis)
y María inmaculada
ramiré pom pom porompompom
el marinero se ahogó con sus muertos tos’
y María Inmaculada.

Y aquí se acaba la historia ramiré (bis)
y el marinero fue al agua
ramiré pom pom porompompom
el marinero se ahogó con sus muertos tos’
y el marinero fue al agua.

Fuente Navidad en Jerez
Vía Descubre la magia de Jerez de la Frontera